Biografía de Benito Juárez: Un Defensor Indígena

Conozcamos la biografía de Benito Juárez. Fue un conocido político liberal mexicano, abogado, maestro de derecho, destacado litigante y defensor de los derechos de los pueblos indígenas. Ocupó cargos en los tres Poderes Públicos y en otros niveles del gobierno de su país.

Fue juez, diputado local, síndico del ayuntamiento, secretario de gobierno y gobernador. Fue también diputado federal, secretario de Estado, presidente de la Suprema Corte de Justicia y presidente de la República en cinco ocasiones. Podemos decir que lo primordial en la biografía de Benito Juárez fue su papel político en México.

Índice()

    Primeros años de vida

    biografia-de-benito-juarez

                En esta biografía de Benito Juárez, se tiene que nace en el seno de una familia humilde de agricultores indígenas el 21 de marzo de 1806 en San Pablo Guelatao, en el estado de Oaxaca.

    Sus padres fueron Marcelino Juárez y Brígida García; ambos murieron cuando él tenía tres años de edad, por lo que, junto a dos de sus hermanas, quedaron bajo la custodia de sus abuelos paternos, Pedro Juárez y Justa López.

    A los 12 años, al morir sus abuelos, se mudó con su tío Bernardino Juárez, quien le enseñó la lengua castellana. Esto despertó sus deseos de educarse y superarse, pero dadas las condiciones de extrema pobreza de su pueblo, en el que no había ninguna escuela, decidió irse a la ciudad de Oaxaca.

    A principios de 1818, llegó a la casa de Antonio Maza, jefe de una familia adinerada de Oaxaca, donde ya trabajaba una de sus hermanas como sirvienta. Maza le dio trabajo como parte de la servidumbre, pero con intenciones de brindarle una mejor educación.

    Es aquí, donde Juárez conoce a Margarita Maza, la hija adoptiva del señor Maza, quien será su futura esposa. Ese mismo año, conoce al sacerdote franciscano Antonio Salanueva, quien lo recibió como aprendiz de encuadernador y le ofreció un puesto en la Escuela Real.

    Estudios en el seminario

    En 1821, a la edad de 15 años, el clérigo Salanueva lo ayudó a ingresar en el Seminario Pontificio de la Santa Cruz, donde comenzó los estudios de gramática latina, los cuales finalizó en dos años con notas excelentes. Luego en 1824, inició los estudios de teología, filosofía y latín, terminándolos con notas sobresalientes. Más tarde en 1827, Juárez abandonó el seminario y se dedicó a buscar los medios para estudiar derecho.

    Estudios de derecho

    Vemos en la biografía de Benito Juárez que ingresó en el Instituto de Ciencias y Artes de Oaxaca, obteniendo en 1834 el primer título de abogado expedido por la Corte de Justicia del Estado. ​ Trabajó durante algún tiempo defendiendo los derechos sociales de las comunidades indígenas.

    Vida familiar

    El 31 de octubre de 1843, Juárez se casó con Margarita Maza, con quien tuvo 12 hijos y se separan por la muerte de Margarita. Tuvo dos hijos con Juana Rosa Chagoya, quien falleció antes de que Juárez se casara con Margarita. Más adelante se casó con una mujer francesa, María Klerian, con quien no tuvo hijos.

    Carrera política

    En 1831, Juárez es elegido para el concejo municipal de Oaxaca y en 1841 fue nombrado juez civil. Su afiliación política con el liberalismo se desarrolló en el Instituto de Artes y Ciencias y su rápido ascenso en la política estatal se debió a la falta de una clase política de criollos mexicanos.

    Fue elegido gobernador del estado de Oaxaca, para el período de 1847 a 1852. Durante su mandato, apoyó el esfuerzo de guerra contra los Estados Unidos en la Guerra México-Estadounidense Al año siguiente. En 1854 ayudó a los liberales a redactar el Plan de Ayutla, un documento que pedía la destitución de Santa Anna, presidente de México, y una convención para redactar una nueva constitución. Debido a la creciente oposición, Santa Anna se vio obligada a dimitir en 1855.

    Juárez regresó a México y se unió a los liberales formando un gobierno provisional e inaugurando el período conocido como La Reforma Liberal. Se desempeñó como Ministro de Justicia y Asuntos Eclesiásticos y redactó la ley que lleva su nombre, la Ley Juárez, que declara a todos los ciudadanos iguales ante la ley y restringe los fueros de la iglesia católica y del ejército mexicano. La Ley Juárez se incorporaría posteriormente a la Constitución mexicana de 1857. Promulgada la nueva Constitución liberal de 1857, Ignacio Comonfort, le nombró presidente de la Corte Suprema de Justicia.

    Presidente interino de México, período 1857–1861

    Como presidente de la Corte Suprema de Justicia, se convirtió en presidente interino de México hasta realizarse una nueva elección.  Asumió el liderazgo de los liberales en la guerra civil conocida como Guerra de Reforma entre 1858 y 1860.

    Los conservadores tomaron el control de la Ciudad de México, por lo que Juárez y su gobierno huyeron a Veracruz. El gobierno de Juárez y Estados Unidos firmaron el Tratado McLane-Ocampo en diciembre de 1859. Pero el tratado no fue ratificado por el Senado de los Estados Unidos. A pesar de esto, México recibió ayuda de Estados Unidos, lo que permitió a los liberales superar la ventaja militar de los conservadores.

    El 12 de julio de 1859, decretó el primer reglamento de la "Ley de Nacionalización de la Riqueza Eclesiástica". Esta ley prohibía a la Iglesia Católica poseer propiedades en México. Debido a la Ley de Nacionalización de Juárez, la Iglesia Católica y el ejército regular apoyaron a los conservadores en la Guerra de Reforma

    Primer mandato constitucional, período 1861-1862

    Es importante destacar en esta biografía de Benito Juárez que en marzo de 1861, fue elegido presidente, pero la guerra había dañado gravemente la infraestructura de México y paralizado su economía y en vista de eso, Juárez canceló los reembolsos de intereses de préstamos externos tomados por los conservadores derrotados.

    España, Gran Bretaña y Francia enviaron una fuerza expedicionaria conjunta que se apoderó de la Aduana de Veracruz en diciembre de 1861. España y Gran Bretaña pronto se retiraron. Notaron que el emperador francés Napoleón III tenía la intención de derrocar al gobierno de Juárez y establecer un Segundo Imperio Mexicano.

    La intervención francesa desde 1861 hasta 1867

    Las fuerzas republicanas pronto obtuvieron una victoria inicial sobre los monárquicos el 5 de mayo de 1862 en la Batalla de Puebla, obligando a los franceses a retirarse a la costa durante un año. De todas maneras, los franceses avanzaron nuevamente en 1863 y capturaron la Ciudad de México.

    Juárez y su gobierno electo huyeron de la capital y pasaron a ser un gobierno en el exilio, teniendo poco control territorial. Se dirigió a Chihuahua, donde instaló su gabinete. Mientras tanto, Maximilian von Habsburg, hermano menor del emperador Franz Joseph de Austria, fue proclamado emperador como Maximiliano I de México el 20 de abril de 1864, respaldado por Napoleón III y un grupo de conservadores mexicanos.

    Antes de que Juárez huyera, el Congreso le otorgó una extensión de su presidencia, la cual duró hasta 1867, cuando sus fuerzas derrotaron a las de Maximiliano, el cual fue sentenciado a muerte por un tribunal militar. A pesar de las peticiones de amnistía, tanto nacionales como internacionales, Juárez se negó a conmutar la sentencia y fue fusilado el 19 de junio de 1867.

    Restauración de la República, período entre 1867 y 1872

    En 1867, el general Antonio López de Santa Anna, presidente de la República en múltiples ocasiones, trató de regresar a México desde el exilio. Cuando Santa Anna desembarcó en Sisal, Yucatán, fue detenido y llevado ante un tribunal militar el 14 de julio de 1867 donde fue acusado de traidor a México, pero el tribunal militar decidió que Santa Anna solo debería ser condenado a ocho años de exilio.

    Juárez se postuló para la reelección en 1871 y el candidato de la oposición, el general liberal Porfirio Díaz, emitió el llamado a las armas contra él. La elección de 1871 fue puesta en manos del Congreso para decidir, y como tenía mayoría de sus partidarios, Juárez prevaleció.

    Fue masón del 33º Rito Escocés y miembro de la directiva de la hermandad mexicana. Fue iniciado bajo el sobrenombre de Guillermo Tell. Juárez murió de un infarto el 18 de julio de 1872, mientras leía un periódico en su escritorio en el Palacio Nacional de la Ciudad de México.

    Legado de Benito Juárez

    Benito Juárez es reconocido como un reformador progresista y defensor de la igualdad de derechos para los pueblos indígenas de su nación, la reducción del poder de la religión organizada, en especial de la Iglesia Católica, y la defensa de la soberanía nacional. También es recordado por su crueldad y sus ejecuciones de opositores políticos. El período de su liderazgo se conoce como La Reforma del Norte.

    Estableció la Ley Juárez en la que destaca: la expropiación de las tierras de la iglesia, la subordinación del ejército al fuero civil, la liquidación de las tierras comunales de los campesinos, la separación de la iglesia y el estado en los asuntos públicos y la privación casi total del derecho a voto del clero.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir