Biografía de Diego Rivera. Resumen, Vida, Obras Y Viajes

Bienvenidos a la biografía de Diego Rivera (1886-1957), fue uno de los pintores más famosos de México. Se rebeló contra la escuela tradicional de pintura y desarrolló un estilo que combinaba ideas históricas, sociales y políticas. Su gran obra refleja los cambios culturales que han tenido lugar en México y en todo el mundo durante el turbulento siglo XX. ¡No pares de leer y descubre más acerca de la biografía de Diego Rivera!

Biografía de Diego Rivera resumenBiografía de Diego Rivera

El joven artista

Diego María Rivera y su hermano gemelo Carlos nacieron en Guanajuato, Estado de Guanajuato, México, el 8 de diciembre de 1886. Menos de dos años después, su gemelo murió. Los padres de Diego eran Diego Rivera y María Barrientos de Rivera. Su padre trabajaba como profesor, editor de un periódico e inspector de sanidad. Su madre era doctora. Diego comenzó a dibujar a los tres años. Su padre pronto le construyó un estudio con paredes cubiertas de lienzo y materiales de arte para evitar que el joven artista dibujara en las paredes y los muebles de la casa. De niño, a Rivera le interesaban los trenes y las máquinas y lo apodaron “el ingeniero”. La familia Rivera se mudó a la Ciudad de México, México, en 1892.

En 1897 Diego Rivera comenzó sus estudios de pintura en la Academia de Bellas Artes de San Carlos en la Ciudad de México. Sus instructores fueron Andrés Ríos Félix Para (1845-1919), Santiago Rebull (1829-1902) y José María Velasco (1840-1912).  Mostró el arte mexicano de Rivera que era diferente del arte europeo al que estaba acostumbrado. Rebull le enseñó que un buen dibujo era la base de una buena pintura. Velasco enseñó a Rivera a producir efectos tridimensionales. También fue influenciado por la obra de José Guadalupe Posada (1852-1913), quien produjo escenas de la vida cotidiana mexicana grabadas en metal.

En 1902 Rivera fue expulsado de la academia por dirigir una protesta estudiantil cuando Porfirio Díaz (1830-1915) fue reelegido presidente de México. Bajo el liderazgo de Díaz, los que no estaban de acuerdo con las políticas del gobierno se enfrentaron al acoso, al encarcelamiento e incluso a la muerte. Muchos de los ciudadanos de México viven en la pobreza y no hay leyes que protejan los derechos de los trabajadores. Después de ser expulsado, Rivera viajó por todo México pintando y dibujando.

Murió un 24 de noviembre de hace 60 años en los brazos de su hija Guadalupe Rivera Marín.

Arte en Europa

Aunque Rivera continuó trabajando en su arte en México, soñaba con estudiar en Europa. Finalmente, Teodora A. Dehesa, el gobernador de Veracruz, México, conocido por financiar a artistas, se enteró del talento de Rivera y aceptó pagar por sus estudios en Europa. En 1907 Rivera fue a Madrid, España, y trabajó en el estudio de Eduardo Chicharro. En 1909, emprendió un viaje a París, Francia.

A medida que Rivera continuaba sus viajes por Europa, experimentaba más con sus técnicas y estilos de pintura. La serie de obras que produjo entre 1913 y 1917 son cubistas (un tipo de arte abstracto que suele basarse en formas u objetos más que en imágenes o escenas) por su estilo. Algunas de las piezas tienen temas mexicanos, como el Guerrillero (1915). Para 1918 ya estaba produciendo bocetos a lápiz de la más alta calidad, un ejemplo de lo cual es su autorretrato. Continuó sus estudios en Europa, viajando por toda Italia aprendiendo técnicas de pintura al fresco.

En 1929 Diego Rivera se casó en terceras nupcias con la artista Frida Kahlo. Para 1940 ya se habían separados y para finales de años se volvieron a casar

Murales y frescos

Rivera creía que todas las personas deberían poder ver el arte que él estaba creando. Comenzó a pintar grandes murales en paredes de edificios públicos. El primer mural de Rivera, la Creación (1922), en el Anfiteatro Bolívar de la Universidad de México, fue el primer mural importante del siglo XX. El mural fue pintado con el método encáustico (un proceso en el que un color mezclado con otros materiales se calienta después de su aplicación). Rivera tenía un gran sentido del color y un enorme talento para estructurar sus obras. En sus obras posteriores utilizó temas históricos, sociales y políticos para mostrar la historia y la vida del pueblo mexicano.

Entre 1923 y 1926 Rivera creó frescos en el edificio del Ministerio de Educación en la Ciudad de México. Los frescos del Auditorio de la Escuela Nacional de Agricultura de Chapingo (1927) son considerados su obra maestra. La unicidad de la obra y la calidad de cada una de las diferentes partes, en particular los desnudos femeninos, muestran la altura de su poder creativo. El tema general de los frescos es el desarrollo humano, biológico y social. Los murales del Palacio de Cortés en Cuernavaca (1929-1930) representan la lucha contra los conquistadores españoles.

En su vida realizó 10,058 obras, tuvo 4 esposas y 50 amantes, registradas.

Matrimonio, arte y controversia en los Estados Unidos

En 1929 Rivera se casó con la artista Frida Kahlo (1907-1954). La pareja viajó a los Estados Unidos, donde Rivera produjo muchas obras de arte, entre 1930 y 1933. En San Francisco pintó murales para el Stock Exchange Luncheon Club y la California School of Fine Arts. Dos años más tarde realizó una exposición en el Museo de Arte Moderno de Nueva York. Una de sus obras más importantes es el fresco del Detroit Institute of Arts (1933), que representa la vida industrial en los Estados Unidos.

Rivera regresó a Nueva York y comenzó a pintar un mural para el Rockefeller Center (1933). Se vio obligado a dejar de trabajar en el mural porque incluía una foto de Vladimir Lenin (1870-1924), el fundador del Partido Comunista Ruso y el primer líder de la Unión Soviética. Mucha gente en los Estados Unidos no estaba de acuerdo con el comunismo (un sistema político y económico en el que la propiedad y los bienes son propiedad del gobierno y se supone que deben ser entregados a la gente en base a sus necesidades) y Lenin y el mural fueron destruidos más tarde.

Rivera fue miembro del Partido Comunista Mexicano y muchas de sus obras incluyen representaciones de sus creencias políticas. En Nueva York, Rivera también hizo una serie de frescos en paneles móviles que representan un retrato de América para el Independent Labor Institute antes de regresar a México en 1933.

Volver a México

Después de que Rivera y Kahlo regresaron a México, pintó un mural para el Palacio de Bellas Artes de la Ciudad de México (1934). Esta era una copia del proyecto que había iniciado en el Rockefeller Center. En 1935 Rivera terminó los frescos, que había dejado sin terminar en 1930, en la escalera del Palacio Nacional. Los frescos muestran la historia de México desde la época precolombina hasta el presente y terminan con una imagen que representa a Karl Marx (1818-1883), el filósofo y economista alemán cuyas ideas se conocieron como marxismo.

En 1940 Rivera regresó a San Francisco para pintar un mural para un colegio universitario sobre el tema general de la cultura en el futuro. Rivera creía que la cultura del futuro sería una combinación del genio artístico de Sudamérica y el genio industrial de Norteamérica. Sus dos murales en el Instituto Nacional de Cardiología de la Ciudad de México (1944) muestran el desarrollo de la cardiología e incluyen retratos de los médicos más destacados en ese campo. En 1947 pintó un mural para el Hotel del Prado, Un sueño en la Alameda.

Una celebración de los cincuenta años del arte

En 1951 se realizó en el Palacio de Bellas Artes una exposición en honor a los cincuenta años de arte de Rivera. Sus últimos trabajos fueron mosaicos para el estadio de la Universidad Nacional y para el Teatro de los Insurgentes, y un fresco en el Hospital de la Seguridad Social Nº 1. Frida Kahlo Falleció el 13 de julio de 1954. Diego Rivera murió en la Ciudad de México el 25 de noviembre de 1957.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba